Buscar

Al otro lado del miedo

Dicen que las mejores cosas, se encuentran al otro lado del miedo. ...


Después de la tríada Yellowstone, Grand Teton y Glacier, tomamos rumbo oeste hacia el estado de Washington. En el camino, todavía en Montana, paramos en Kootenai Falls para tener la experiencia de cruzar nuestro primer puente colgante. El área de estacionamiento es muy amplio así que no tuvimos problema para estacionar la casa rodante.

El paseo fue hermoso, la cascada increíble, la playa refrescante... pasamos un lindo tiempo en familia, rodeados de naturaleza ¿Qué más se puede pedir o desear?


Kootenai Falls, es una muy buena parada sobre la ruta 2.

Si pasas por la zona, regalate unas horas para estar en ese lugar ¡te encantará!


Seguimos viaje, al no encontrar campings que se acomoden a nuestro presupuesto, nos vimos obligados a hacer más Boondocking y viajar más frecuentemente. Tener que buscar dónde pasar la noche y movernos cada tres o cuatro días con nuestra casa rodante nos quita bastante tiempo y no nos deja mucha oportunidad para hacer salidas ni explorar la vida local.

De hecho fuimos a Deception Pass State Park, (el parque más visitado del Estado de Washington) para cruzar el famosísimo puente que conecta Whidbey Island con Fidalgo Island.


Después de la experiencia en Kootenai Falls, Andy superó el vértigo y aun con terror a las alturas logró cruzar. La vista desde el puente es preciosa... pero por cuestiones obvias no quedaron muy bien registradas... (sepan disculpar) Esta vez, el hiking que elegimos no fue lo que esperábamos, pero no nos quejamos... la vida es linda y hay que saber disfrutar cada momento... después de estar casi 2 semanas en las que no hicimos otra cosa que trabajar y tratar de recuperarnos de tanto trajín, todos coincidimos que no estuvo nada mal.

312 vistas2 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo